Resumen

Resumen

  • Si bien la mayoría de los bancos tendrá foco en la continuidad del negocio, también deben considerar el probable impacto de COVID-19 en la industria bancaria y sus consumidores.
  • Serán actores críticos, y con las acciones correctas, podrían moderar significativamente el daño económico que se espera que esta crisis provoque.
  • Accenture ha elaborado una lista de medidas que los bancos deben adoptar y las iniciativas que deben considerar para apoyar a sus consumidores, manteniendo sus negocios, reforzando su organización y desempeñando un rol positivo en la economía y la sociedad.


La pandemia COVID-19 es una crisis sanitaria y humanitaria, como también una crisis económica. Los bancos tienen un papel fundamental que desempeñar.

En Accenture ayudamos a nuestros clientes de banca a enfrentar las consecuencias a corto y largo plazo. Más allá de los hechos obvios de que la pandemia pondrá a prueba el temple de los líderes de la industria e impondrá un imperativo primordial para asegurar la continuidad del servicio, creemos que los impactos a corto plazo afectarán a cuatro áreas clave de la banca minorista y comercial: gestión de crédito, reducción de ingresos, servicio al cliente y asesoría, y ajustes del modelo operativo y control de costos.

4 áreas clave para coronavirus y banca

1. Gestión del Crédito

Los NPLs aumentarán a medida que los consumidores y las empresas no puedan pagar los préstamos

2. Reducción de Ingresos

Los recortes en las tasas así como la caída de la demanda tendrán un impacto en la primera línea

3. Servicio al Cliente y Asesoría

Las restricciones en las interacciones personales impulsarán a los consumidores hacia los canales digitales de servicio y ventas

4. Ajustes del Modelo Operativo, Control de Costos e Innovación

Los ingresos y los costos desalineados requerirán que los bancos mejoren la flexibilidad operacional y reconsideren las prioridades a corto plazo

Ver todo

1. Gestión del Crédito

El flujo de caja de muchos consumidores y empresas disminuirá a medida que la menor demanda se traduzca en una disminución de los ingresos de las empresas y en despidos de empleados. Esto, a su vez, causará un aumento de los préstamos morosos tanto comerciales como minoristas, ya que los prestamistas luchan por hacer los pagos programados de intereses y capital. Sin embargo, hay medidas que los bancos pueden adoptar para mitigar esto, ayudando a sus clientes a sobrevivir y, potencialmente, a surgir con relaciones más fuertes con sus clientes:

  • Apoyar las acciones del gobierno
  • Iniciar programas de tolerancia y modificación de créditos
  • Prepararse para las pérdidas
  • Extender el crédito
  • Digitalizar para gestionar la demanda de refinanciación

2. Reducción de Ingresos

En las primeras semanas de la pandemia, el valor de mercado del sector bancario cayó a un nivel inferior al de la crisis del 2008/09. Esto se debe a que el mercado ha tenido en cuenta la reducción de los ingresos a corto plazo de múltiples fuentes, entre ellas:

  • Menores márgenes de interés neto
  • Una caída en los ingresos por pagos
  • Una disminución de un financiamiento del comercio y de los pagos internacionales

3. Servicio al Cliente y Asesoría

Un impacto a corto plazo de esta pandemia será la rápida modificación de las preferencias del servicio al cliente. Mientras que muchas sucursales bancarias permanecerán abiertas como un servicio vital, los consumidores buscan manejar su vida financiera cada vez más a través de aplicaciones y de la banca en línea. ¿Cómo deben reaccionar los bancos ante este giro?

  • Educar y entrenar a los consumidores
  • Minimizar los riesgos de infecciones físicas
  • Personalizar la asesoría a los consumidores
  • Apoyar virtualmente a los gerentes encargados de las relaciones con las PYMES
  • Acelerar las ventas y el servicio digital

4. Ajustes del Modelo Operativo, Control de Costos e Innovación

El impacto acumulativo de los tres puntos anteriores conducirá a un desajuste de los ingresos y gastos a corto plazo en el sector bancario. Esperamos un rango de impacto de una caída del 50 al 100 por ciento en el PBT. Como las demandas de los próximos cuatro a seis meses serán diferentes de las previstas hace seis semanas, los bancos deben responder con la mayor flexibilidad posible:

  • Considere cuidadosamente las tareas de la "sala de guerra"
  • Examinar los gastos de los proyectos
  • Ser flexible con los proveedores y vendedores
  • Invertir en cosas que perduren más allá del virus

The future of banking after COVID-19

A medida que los bancos se enfrentan a los numerosos desafíos que plantea la crisis del COVID-19, queda claro que, cualquiera que sea el resultado final, aprenderán muchas lecciones valiosas sobre sus clientes, sus propias capacidades y el mercado en su conjunto. Esto los ayudará en los próximos años.

Esperamos que nuestra profunda inmersión en las implicaciones de la crisis les proporcione unos cuantos datos. Como tu socio de negocios, estamos listos para proporcionarte cualquier tipo de ayuda que puedas necesitar.

Contáctanos

Subscription Center
Nuestra Newsletter Nuestra Newsletter