En resumen

En resumen

  • Los bancos se enfrentan una inminente crisis crediticia mientras sus clientes luchan por mantenerse a flote y cumplir con los pagos de los préstamos.
  • Sólo en los EE.UU, a mediados de FY20, los principales bancos habían hecho provisiones para casi 60 mil millones de dólares de préstamos incobrables.
  • Los bancos necesitan una gestión de crédito analítica y personalizada para apoyar a los clientes y permitir la reestructuración de la economía.
  • Proponemos cuatro medidas que los bancos pueden tomar para lograr este equilibrio y salir de la crisis como héroes en lugar de villanos.


Los bancos tienen un rol fundamental, pero deben proceder con cuidado

Si bien el impacto de COVID-19 en los consumidores y las pequeñas empresas fue rápido y grave, el nivel de préstamos incobrables al final del primer trimestre del año fiscal 2020 fue relativamente bajo. Las medidas adoptadas por los bancos centrales de todo el mundo para llenar de liquidez los mercados de crédito, sin duda, han contribuido a evitar el desastre. Sin embargo, a medida que se desarrolle la crisis, los bancos desempeñarán un rol social fundamental para ayudar tanto a los consumidores como a las empresas a superar lo que probablemente se convertirá en un par de años difíciles.

25%

1 de cada 4 titulares de tarjetas de crédito en los EE.UU. tuvo sus límites de crédito reducidos en abril o sus tarjetas cerradas por completo.

50%

Los bancos del Reino Unido estiman que hasta la mitad de los prestatarios de pequeñas empresas, en el Plan de Préstamos de Reembolso del país, podría entrar en mora.

La mayoría de los bancos tiene hoy en día mucho más capital a su disposición que en el momento de la crisis de 2008/9. Están bien posicionados para salir de COVID-19 como héroes para sus clientes en conflicto, no como villanos que causaron o agravaron la crisis. Pero para ello necesitan resolver una serie de prioridades conflictivas que son de gran importancia para los reguladores y los accionistas, así como para los clientes.

Necesitarán un enfoque altamente informado de la gestión del crédito, que les ayude a tomar decisiones claras sobre cómo deben reestructurarse algunas partes de la economía. Demasiado indulgente, y la economía no se adaptará para servir a un mundo post-COVID. Demasiado duros, y corren el riesgo de convertirse en amplificadores procíclicos de la crisis.

Para equilibrar estos diversos requisitos, sería beneficioso para los bancos replantearse muchos de sus enfoques sobre gestión del crédito. Proponemos tomar medidas en cuatro áreas clave de crédito y cobro:

Estrategia de cartera y supervisión de la ejecución

Adaptar las estrategias de crédito y cobro para considerar una amplia gama de factores en lugar de centrarse únicamente en la recuperación de activos

Ejecución de excelencia

Escalando rápida y efectivamente para manejar la próxima ola de créditos

Gestión de crédito realmente digital

Usando datos, análisis y automatización para entender y responder apropiadamente al verdadero riesgo del negocio y ambiente de cada cliente

Colaboración personas + máquinas

Usar máquinas inteligentes y automatizadas junto a las personas para entregar a los clientes un servicio de excelencia, normalmente reservado a clientes de muy alto valor

Ver todo

Lo que estamos experimentando hoy es una "guerra falsa" que precede a la escalada de la crisis crediticia. En este momento, los bancos pueden esperar lo mejor pero deben prepararse para lo peor. Los más eficaces de ellos anticiparán la crisis y la abordarán de forma holística, pensando más allá de la financiación de la deuda e innovando para una recuperación post-COVID-19.

Para saber más acerca de los pasos que puede tomar ahora para superar la incertidumbre inminente y mejorar su capacidad de gestión de crédito, tanto en lo inmediato como a largo plazo, regístrese para leer nuestro informe o póngase en contacto con uno de los miembros de nuestro equipo que aparecen a continuación.

Hay una línea muy fina entre ser un héroe y un villano. Los bancos tendrán que caminar por esta línea con cuidado, y al hacerlo tendrán que repensar muchos de sus enfoques de gestión de crédito.

Contáctanos

CENTRO DE SUSCRIPCIÓN
Nuestra Newsletter Nuestra Newsletter